El territorio reitera su compromiso por la coexistencia con el oso pardo en una reunión de alcaldes en Somiedo

El territorio reitera su compromiso por la coexistencia con el oso pardo en una reunión de alcaldes en Somiedo

El territorio reitera su compromiso por la coexistencia con el oso pardo en una reunión de alcaldes en Somiedo 1600 900 Fundación Oso Pardo

Queremos osos, pero fuera de los pueblos. Es el mensaje que han reiterado hoy los seis concejos con mayor densidad de osos de Asturias (Somiedo, Belmonte de Miranda, Proaza, Cangas del Narcea, Degaña e Ibias), reunidos con el Principado y la Fundación Oso Pardo (FOP) en la constitución de la Mesa de coordinación asturiana del proyecto LIFE Coexistencia entre Humanos y Osos. La iniciativa, de la que forman parte como socios nueve ayuntamientos de Asturias y de Castilla y León, busca mitigar los posibles conflictos con la especie y lograr que no haya ni un solo oso habituado a las personas en la Cordillera Cantábrica.

Durante la reunión de la Mesa de coordinación del proyecto en Asturias, se han acordado los detalles del plan de acción para evitar la presencia de osos en las inmediaciones de los pueblos, desarrollado por dos equipos de prevención gestionados por los propios ayuntamientos.

Los alcaldes y representantes de la FOP y del Principado de Asturias, a las puertas del ayuntamiento de Somiedo

Entre las funciones de los equipos, formados por trabajadores locales, estará mantener perímetros de seguridad en los pueblos y en los caminos mediante desbroces de vegetación; limpiar acumulaciones ilegales de basura que puedan atraer a los osos; y la plantación de árboles frutales lejos de los pueblos. En toda el área de actuación del proyecto, en Asturias y el noroeste de León, se plantarán 50.000 frutales autóctonos en 250 bosquetes para generar más recursos alimenticios para los osos en el monte y disuadirles de buscar comida fácil en los asentamientos humanos.

Objetivo: cero osos habituados en la Cordillera Cantábrica

La meta del proyecto, coordinado por la FOP y financiado por el programa LIFE de la Unión Europea, es que no haya ni un solo oso habituado a las personas o a fuentes de alimentación de procedencia humana, como las basuras.

Tal y como se define en el Protocolo de Intervención con Osos en la Cordillera Cantábrica (aprobado en 2019 por la Comisión Estatal para el Patrimonio Natural y la Biodiversidad), “un oso habituado es un oso que de manera recurrente accede a zonas habitadas en busca de recursos tróficos (alimentación) accesibles como por ejemplo huertas o contenedores de basura y no presentan respuesta de huida ante la presencia humana”.

Una joven osa buscando comida dentro de un contenedor, en el suroccidente de Asturias

En el marco del proyecto, un equipo especializado de la FOP responderá de manera inmediata ante situaciones problemáticas: por ejemplo, protegiendo gallineros, árboles frutales u otros bienes que atraigan a los plantígrados. En este sentido, el proyecto complementa y potencia las acciones que viene desarrollando en la Consejería de Medio Rural y Política Agraria del Principado para asegurar la coexistencia con la especie en Asturias. Está prevista la captura y radioseguimiento de 10 osos, priorizando aquellos ejemplares con comportamientos de habituación a comida fácil en los entornos de poblaciones, y también se instalarán contenedores y cubre-contenedores de basura a prueba de osos.

Coordinado por la Fundación Oso Pardo, son socios del LIFE Coexistencia entre Humanos y Osos los 9 ayuntamientos con mayor densidad de osos en España (Somiedo, Belmonte de Miranda, Proaza, Cangas del Narcea, Degaña e Ibias, en Asturias, y Villablino, Páramo del Sil y Palacios del Sil en León). La Junta de Castilla y León y el Gobierno del Principado de Asturias dan respaldo al mismo como asociados, y la Fundación Patrimonio Natural de Castilla y León y la Fundación Oso de Asturias participan como colaboradores.

Más información: página web del proyecto

Compartir esta publicación
WordPress Image Lightbox Plugin